Productos y soluciones profesionales

CONSEJOS FÖRCH

8 claves para la Operación Salida de Semana Santa

10/04/2017

Operación salida

En la noticia de Actualidad FÖRCH de esta semana, queremos daros unos consejos básicos para que los desplazamientos de estos días resulten más llevaderos.

Año tras año la historia se repite: llega Semana Santa y con ella una nueva Operación Salida. Desplazamientos masivos por carretera que dan lugar, inevitablemente, a atascos y retenciones de toda índole. No hay que engañarse, las posibilidades de que pases en el coche más tiempo del que te gustaría son altísimas.

Para estos casos no hay panaceas, no hay una fórmula mágica que vaya a eliminar el problema de un plumazo, pero sí algunas nociones básicas que pueden hacer más llevadero el trayecto e incluso ahorrar una parte de los embotellamientos que van a copar la red viaria.


EVITAR LAS HORAS PUNTA

Es más fácil decirlo que hacerlo, pero puede aportar una ventaja importante. Por ejemplo, madrugar reduce las probabilidades de encontrar atasco a la salida de tu ciudad.

Si no queda otra que salir después del mediodía, en lugar de arrancar a las 15.00 quizá merezca la pena perder 30 o 60 minutos, comer con tranquilidad y emprender el viaje más tarde. El tiempo de retraso se verá compensado por el hecho de encontrar las carreteras algo más despejadas.

DESCANSAR

Un viaje en coche puede ser agotador. Si hay retenciones y si se suma un posible madrugón, la cosa va a peor. Hacer paradas para desentumecer el cuerpo y para despejar la cabeza se antoja clave para evitar problemas. Los dolores de espalda al volante se arreglan con los estiramientos adecuados.

EL COCHE A PUNTO, ACUDE AL PROFESIONAL

Antes de acometer el viaje, conviene revisar los aspectos básicos del vehículo para comprobar que todo está en su sitio y así evitar sustos: batería cargada, estado de los neumáticos, que las luces funcionen, nivel de los líquidos…

RUTAS ALTERNATIVAS

No es que todos los caminos lleven a Roma, pero a tu destino, además de por la ruta obvia, seguramente se llegue por otras dos más. Quizá supongan más kilómetros o se trate de vías con un límite de velocidad más estricto, pero estarán menos transitadas y serán más rápidas que estar parado durante dos horas en la autovía de turno. Si se elige esta opción, habrá que estar atento porque algunas carreteras convencionales son más peligrosas.

ROPA CÓMODA

Algo clave siempre que vamos al volante, pero todavía más cuando hay por delante un viaje que puede extenderse de largo a eterno. Además, en Semana Santa el tiempo es muy variable, así que no está de más llevar algo de abrigo.

COMIDA Y BEBIDA

No sabes cuánto vas a estar en el coche, y si consigues acceder a una estación de servicio, estará a abarrotada. Procura llevar siempre algún tentempié y bebida para estar bien hidratado, aunque ten cuidado con lo que eliges: los refrescos no son una buena idea al volante.

SIEMPRE CON BATERÍA

No la del vehículo, sino la del smartphone y demás gadgets tecnológicos que lleves contigo. Pueden ayudarte a salir de una emergencia y obtener información sobre el estado de las carreteras, y sirven para entretener a los pequeños.

PACIENCIA CON LOS NIÑOS

Si un adulto puede llegar a desesperarse en un atasco interminable, ¿cómo no lo va a pasar mal un niño? Tener entretenidos a los pequeños puede ser tan clave para el viaje como llevar combustible en el depósito: juegos en el smartphone, películas, consolas portátiles, música, contarles un cuento… todo vale para distraerlos. Y, por supuesto, evita por todos los medios que los niños se mareen.

De parte de todo el equipo FÖRCH, ¡Feliz Semana Santa!

 

Fuente.


Atrás a la vista general